Causas del Estrés

El estrés provoca muchos problemas, tanto en la vida profesional como en la personal. Si la carga de estrés es elevada, lo mejor es acudir a un especialista, pero si podemos detectar el problema desde la raíz y solucionarlo, mucho mejor.

Una hora de atasco, tres conversaciones simultáneas en WhatsApp, no dejan de entrar mensajes en la bandeja de entrada del correo, una reunión a la que se llega tarde… El estrés cada día está más presente en nuestra vida, pero las causas son muy distintas. Las principales, según un estudio publicado en la revista Whole Living Journal y recogido por Forbes, son las siguientes:

1. Factores económicos. En estos tiempos de crisis e incertidumbre, el dinero, necesario para vivir, se ha convertirod en un gran quebradero de cabeza para muchas personas, sobre todo las que llegan con muchas dificultades a final de mes.

2. Exceso de trabajo. La gente cada vez soporto más y más trabajo y, ante el miedo a perder el empleo, calla. Ante una situación así, lo óptimo es hablar con nuestro superior para que divida la tarea. En caso de ser el jefe, lo mejor es delegar.

3. Falta de satisfacción laboral. Estar cómodo en el trabajo y hacer lo que verdaderamente nos gusta es algo que cada vez menos trabajadores pueden hacer, según explica Forbes.

4. Relaciones personales. La gente necesita socializarse, pero si las cosas no salen bien con aquellos que nos rodean nos acaba afectando.

5. Atención a la familia. La familia siempre está ahí, en los malos momentos y en los buenos, por ello es normal que queramos atenderlos como se merecen, sobre todo cuando los padres o los abuelos se hacen mayores. Sin embargo, es díficil dedicarnos completamente a nuestros seres queridos sin desatender otros aspectos de nuestra vida, como el trabajo.

6. Presión en vacaciones. Las vacaciones, en teoría, son para disfrutar, pero muchas personas no se lo toman así e incluso se estresan por no estar trabajando.

7. No decir nunca “no”. Aprender a decir esta palabra es más importante de los que algunos creen. No hay que forzarse a hacer algo que no queremos.

8. No tener tiempo libre. El tiempo libre, esencial para que nos dediquemos a los que queremos, o simplemente a descansar, es muy necesario si no queremos volvernos locos.

9. Obsesión por la perfección. Aunque queramos hacer nuestro trabajo lo mejor posible, debemos saber que la perfección no existe. Si intentar lograr la perfección se convierte en una obsesión acabaremos por tener un problema.

10. Falta de interés. Es un síntoma, según el artículo, que afecta a las personas que no encuentran nada que les motive. Por ello es esencial que no cesemos en la búsqueda de nuestro sueño.

11. Desorden y confusión. Sentirse confundido y tener ‘desordenada’ la cabeza es algo que muchas personas experimentan. Sin embargo, lo que pasa es que pocas personas lo hablan, lo comparten con el resto.

Concept Mental disorders, Neurosis

Causas del Estrés